Quien es Caballero, repite

0

| Publicado en Gimnasia Mental

Una joven muy “pilas” quiso asegurarse un pretendiente muy inteligente para entregarle su amor y para ello diseñó un ingenioso concurso que consistía para el ganador, deducir entre tres cajas fuertes en cuál había puesto el anillo de compromiso. En la caja fuerte A había un anuncio que decía: el anillo está aquí. En la caja fuerte B había otro anuncio que decía: el retrato no está aquí. En la caja fuerte C, el anuncio decía: el anillo no está en la caja fuerte A.
La pista que se daba a los concursantes pretendientes era que cuanto máximo, una de las tres afirmaciones no era verdadera.