Las cuatro Leyes de la Espiritualidad

0

| Publicado en Armonía, Leyes Espirituales

“En la India se enseñan las “Cuatro Leyes de la Espiritualidad”

La primera dice:

“La persona que llega es la persona correcta”, es decir que nadie llega a nuestras vidas por casualidad, todas las personas que nos rodean, que interactúan con nosotros, están allí por algo, para hacernos aprender y avanzar en cada situación.

La segunda ley dice:

“Lo que sucede es la única cosa que podía haber sucedido”.

Cómo somos

0

| Publicado en Armonía, AutoAyuda, Conocimiento, Esoterismo, Habilidades, Leyes Espirituales, Trabajo / Empleos

Todos llevamos dentro la misma esencia del Padre, con toda la perfección emanada de Él. No importa lo realizado con nuestra vida hasta ahora; todos hemos tenido la opción de hacer nuestro papel. Unos la habrán aprovechado en el tiempo justo para lograr sus metas; posiblemente para otros, el tiempo todavía no se haya dado; también es posible haber desperdiciado todas las oportunidades; pero, todos al nacer, teníamos la misma posibilidad.

No limites las posibilidades

1

| Publicado en Administración, Armonía, AutoAyuda, Dinero, Economía, La Meditación, Medicina, Prosperidad, Salud, Trabajo / Empleos

En alguna ocasión pasé a saludar a un amigo y le en­contré furibundo y desesperado porque le iban a quitar la ca­sa si no pagaba una hipoteca la cual vencería en unas cuan­tas semanas adelante.

Le hice un apunte definiendo exactamente el problema: pagar la hipoteca, no conseguir dinero. Como respuesta, se enfureció conmigo. Traté de explicarle el inconveniente de poner una condición excluyente -conseguir un dinero sin dar posibilidad a otra (u otras) solución (es)-; eso sería más bien un obstáculo para avanzar en la erradicación de la situa­ción.

Los cambios esperados de los otros debes hacerlos tú

0

| Publicado en Armonía, AutoAyuda, Derechos, Familia, Los Hijos

Se presentó una vez una señora buscando ayuda para sus dos hijos a fin de generar en ellos un comportamiento más equilibrado y armónico y ella poder tener así un poco de tranquilidad y no llegara enloquecer.

Se trataba de una profesional, gerente de una empresa, oficio en el cual era necesaria una atención cercana con los clientes, razón por la que permanentemente estaba en al­muerzos con ejecutivos y trabajaba en ocasiones más allá de las horas normales de labor.

Estar tranquilo

0

| Publicado en Armonía, AutoAyuda


El primer paso para volver al equilibrio es estar tranquilo. Para ello debemos evaluar el objeto de nuestra preocupa­ción. ¿Realmente estamos en un callejón sin salida? Pode­mos ayudarnos reconociendo cómo hasta hoy, la preocupa­ción jamás nos resolvió un problema. Aún así, muchas per­sonas agradecen a la preocupación, pues fue el medio para ocuparse de algún asunto. Recordemos: Pre-ocuparnos es ocuparnos antes de.

Talante de inafectación

0

| Publicado en Armonía

"A menudo los discípulos del Buda eran verbalmente agredidos, cuestionados y humillados por las gentes que, aviesamente, querían herirles por falta de comprensión. El mismo Buda era a veces mal recibido en ciudades o pueblos y tenía que soportar injurias, insultos y desprecios. Era el hombre más lúcido y compasivo de su época y, sin embargo, le insultaban y menospreciaban. Cierto día un grupo de ortodoxos fanáticos llegó hasta él y comenzaron a increparlo reprochándole que no tenía ningún conocimiento válido y mofándose de sus enseñanzas. No perdió la sonrisa de los labios; no se inquietó; no reaccionó. Pero algunos de sus discípulos, ante tanta injusticia, se dispusieron a replicar; pero el Buda los calmó y les dijo:

Reposo del alma

0

| Publicado en Armonía

Martin Luther King, hijo, en su carta desde la cárcel de Birmingham incluyó una anécdota para ilustrar las recompensas de la perseverancia en la tradición no violenta.

Escribió acerca de una anciana negra de 72 años que todos los días andaba a pie un largo trecho durante un boicoteo de autobuses.

Estaba cansada y física mente debilitada, y alguien le preguntó por qué se empeñaba en apoyar la protesta no violenta.

Jardines y no asfalto

0

| Publicado en Armonía

Debiéramos de aprender de la biología y vivir bajo tierra parte de la vida. Los sistemas circulatorios biológicos siempre están por dentro.

Lo ideal en nuestras ciudades sería poner en subterráneos todo lo que tenga que ver con máquinas.

Esto dejaría la superfi¬cie para la gente que va andando y viviendo a la luz del sol.

Con el tiempo, todo el tránsito urbano tendrá que ser subterráneo, por mucho que cueste.
Es mejor tener jardines y no asfalto.

Dimensión de la fama

0

| Publicado en Armonía

La fama suele afectar de manera curiosa.

La gente que se ve bajo su influencia empieza a creer posible, y hasta probable, todo lo que se le ocurre.

Da crédito a la peregrina idea de que posee gracias extraordinarias, y que el Sol sale cada mañana porque está ansioso de prodigarle su calor.

Y mientras esta gente goza de las mieles de la fama, interpreta esa racha de buena suerte como un presagio de su porvenir, en lugar de verla como lo que es: un episodio feliz, nada más. . .

La derrota

0

| Publicado en Armonía

La derrota puede servir, lo mismo que la victoria, para conmover el alma y permitir que la gloria aflore desde nuestro interior.

Cuando el gran roble se estremece con el viento, sus lamas absorben nueva belleza, y el tronco echa raíces más hondas del la do que sopla el vendaval

Sólo el alma que conoce el pesar profundo puede vivir el arrobamiento potente. Así, las penas irrumpen en nuestro corazón a fin de abrir espacios al gozo.