¡Se acuerdan de la Escuela Rafael Uribe Uribe de Cúcuta?

0

Publicado en Correspondecia Recibida

Ya les conté que de buena fé me puse de culipronto a dirigirles una carta a la Secretaría de Educación del Dpato Norte de Santander y a la Oficina de Atención y Desastre con carácter de extrema urgencia ante la inminente situación sucitada por dos muros que se levantaron allí y que podían caerse por lo precario del trabajo hecho por unos contratistas. El riesgo es que en esa escuela los muros inacabados o defectuosos podían derrumbarse sobre los niños de Preescolar (94 ).La averiguación del porqué de ello no interesa por ahora.

Les conté que las tecnologías de la información si funcionaron en la Oficina de Atención y Desastre porque a mi correo electrónico al siguiente día me decían que habían recibido la nota. ¡Buena esa Sr. Ministro Molano! Dos días después recibí de la citada oficina un e mail en donde se me decía que habían asignado a un funcionario de nombre X y daban una fecha para rendir un informe. Pasaron muchos días para luego tímidamente manifestar que correspondía a la Secretaría de Educación la que tenía que cargar con el asunto.Así se lavaban las manos pero despúes de muchos días. El funcionario de atención y desastre nunca apareció por allá ´¡qu desatre de oficina!

Pude averiguar que a la Secretaría de Educación del municipio de Cúcuta ya en diversas ocasiones se le había hechpo saber sobre la precaria situación de la mencionada escuela pero ni mú.

Afortunadamente con tecnología apropiada al presupuesto de algunos padres de familia de este excelente colegio en cuanto a personal y alumnos, se pudo obviar el peligro al hacer comunitariamente el arreeglo de dos muros. Pero es aún las condiciones y el peligro sigue latente y allí se dictan clases con una Planta Física que dista mucho de briondar buenas condiciones a los niños del Barrio Juan Atalaya. ¡Ni siquiera el Alcalde de Cúcuta se ha aparecido para inaugurar los dos muros que arregaron los padres de familia.! Definitivamente “lo que pasa en Cúcuta no pasa en ninguna otra parte”

Por último, al ministro Molano se le sugiere acompañar su Programa publcitario sobre las tics con una exhortación clave: sin gestión sólo nos quedamos con el dato que no llega a convertirse en real información. ¿Habrá que incorporarle un chuco al medio para que ciertos funcionarios sean eficaces?

Escribenos tu comentario